miércoles, 14 de noviembre de 2012

ESTRELLAS DIFERENTES Y DIFERENTES ESTRELLAS

Ponte las gafas de...lo bueno, si breve, dos veces bueno.

Llegó el momento de ponerse las gafas para analizar la publicidad.

El interesante estudio y análisis de las estrellas de Henrietta Leavitt nos lleva de las estrellas del firmamento a las estrellas de la vida cotidiana. Nos lleva al estudio de las constelaciones, a una constelación y a una era, la era que nos propone esta marca de bebida.

Mira este anuncio (deberíamos difuminar la marca del producto ya que por supuesto, por este post no vamos a ver ni un euro...). Señor Aquarius, estaremos encantados de recibir cualquier gratificación.




Escribe lo primero que pase por tus sesos después de ver el anuncio.
  • Lo que has escrito, ¿tiene algo que ver con el tema del anuncio o con el producto que se anuncia?
  • ¿Que crees que se plantean los publicistas para grabar un anuncio de este estilo?
  • ¿Qué te parece el trato a la discapacidad?

Educar, descubrir proyectos al mundo, reflexionar o simplemente ir al baño. La publicidad nos permite estas y más cosas. Todo ello en un minuto. Un anuncio no deja de ser un elevator pitch, difundido a la población a través de las ondas. En este caso, a parte de anuciar un producto, podemos conocer un proyecto social creado y gestionado por personas discapacitas, por personas especiales. ¿O todos lo somos en realidad?

Te lanzamos un reto. Suave y a las manos para que lo puedas coger. Busca y comparte aquí -si, ¡comenta! nos hace tanta ilusión- anuncios en los que se aprenda, en los que se hable, en los que se comunique algo y en los que el anunciante presente su producto de forma breve, casi de soslayo (Aquarius destina 6 segundos, casi todos al final, repartidos en su anuncio de 1 minuto).



5 comentarios:

  1. La publicidad tradicional, esa que decía "mírame, mírame, mírame, mira lo bueno que soy" ha muerto (por suerte). Si Coca-Cola hace este anuncio es porque hace tiempo que se dio cuenta de que lo que moviliza a la gente son las historias.

    Antes las marcas compraban la atención, ahora tienen que dar algo para empezar a captarla. Tal vez debamos tenerlo en cuenta cuando expongamos también nuestro proyectos personales.

    Me encanta todo: el post, el proyecto de Radio La Colifata, el lema ("el ser humano es extraordinario") y el mensaje de optimismo.

    "Dime y te olvidaré. Muéstrame y recordaré. Déjame participar y entenderé". La frase es de Confucio y está más presente que nunca.

    ResponderEliminar

  2. Cuando la publicidad es muy buena, deja de ser publicidad y se convierte poesía.
    Al anuncio me remito.

    http://www.youtube.com/watch?v=zff9hVH3ptY

    ResponderEliminar
  3. Totalmente de acuerdo con Jose y con anónimo. Y, por cierto, anodadada me ha dejado este último anuncio. Buenísimo.

    ResponderEliminar
  4. Minuto y medio de anuncio para 10 segundos finales de presentación de la marca y la frase contundente que hace que todo lo anterior cobre sentido.

    Por cierto, como dijo una gran pensadora miss, me encanta la frase del maestro de la confución. Esto también da para un post, grandes cagadas que enseñan cosas.

    http://www.youtube.com/watch?v=4xT8ToQ4GHQ

    ResponderEliminar
  5. Me hace tanta gracia cuando un animal se parece a un humano como lástima cuando es al revés.

    ResponderEliminar